El barro regresa a las calles de Córdoba durante el fin de semana

Actualidad 25 de marzo de 2022 Por Sandra Díaz
Las precipitaciones serán escasa pero harán caer el polvo en suspensión.

De nuevo los vientos vuelven a traer una nube de polvo procedente del Sáhara que ha cubierto los cielos de la capital devolviéndonos el tono sepia a la estampa de la ciudad.


Coches, aceras y mobiliario urbano vuelven a cubrirse de marrón aunque, esta vez, las lluvias no serán tan abundantes durante el fin de semana. Apenas se espera recoger 10 litros por metro cuadrado durante estos días puesto que las precipitaciones irán siendo más débiles durante este viernes y también durante el sábado, con alguna lluvia aislada. El domingo la estabilidad volverá momentáneamente para dejar atrás el último fin de semana de marzo.
Será entonces cuando la calima nos deje y el polvo en suspensión deje de estarlo.


Pero, de momento, hay que tener precaución porque la calidad del aire vuelve a estar en nivel rojo. Y es que las partículas en suspensión perjudiciales para la salud se sitúan en los 96'7 microgramos por metro cúbico, una cifra muy superior al máximo recomendado situado en 45. Sin embargo, estás cantidades se superaron aún más durante el pasado episodio de calima llegando a alcanzar los 500 microgramos.


Las temperaturas se presentan sin muchos cambios y oscilan entre los 9 grados de mínima y los 20 de máxima. De nuevo, el lunes por la tarde noche volverán las lluvias con intensidad que limpiarán el barro que deja la calima y que se devanecerá al comenzar la semana.

Te puede interesar